.

.

2 de junio de 2009

♥Brinda por mí sólo con los ojos♥


Brinda por mí sólo con los ojos
y yo haré un brindis con los míos,
o dejaré un beso en la copa
y no pediré vino.
La sed que nace del alma
reclama un vino divino,
mas aunque pudiera beber el néctar de Jove,
no lo cambiaría por el tuyo.

Te envié una guirnalda de rosas,
no tanto para honrarte
sino para darle la esperanza
de que no se marchitaría;
mas en ella apenas respiraste
y me la enviaste de vuelta;
desde entonces creces y huele, lo juro,
no a sí misma, sino a ti.


Ben Johnson
Publicar un comentario