.

.

2 de agosto de 2013

Renzo.



Logro recibir un corazón, pero su cuerpo no pudo seguir luchando.
Me siento muy mal, muy triste. Estoy destruida.
Todo mi amor a sus padres.
Renzo siempre va a ser un guerrero que puso una sonrisa en cada momento y nunca una lagrima.

No puedo evitar pensar en todos esos hijos de puta que viven y nunca sufren. Tanta basura humana y este bebito no.
Lucho mas que cualquier otro. Demostró mas valor que la mayoria de los adultos.
Las enfermeras venian con sus agujas y él... él les sonreia. Les regalaba su sonrisa y nunca lloraba porque él sabia que le hacian eso por su bien.

Lucho, por mucho tiempo. 

Un verdadero guerrero.
Publicar un comentario